cine lgbtq Foro gender

UNA CURADURÍA SIN ETIQUETAS: FORO DE LAS IDENTIDADES EN CHETUMAL

Cuórum Morelia, un espacio independiente en México que celebrará este octubre la cuarta edición del Programa de Diversidad Sexual, continúa su compromiso social a través de actividades colaborativas. En esta ocasión, como parte de “Reapariciones, Reparaciones” y con la iniciativa de Árbol Rojo, se llevó a cabo el Foro de las Identidades el 27 de febrero en Quintana Roo.

POR: JOSÉ GARRIDO

Cuórum cumple cuatro años con un telón de fondo en sincronía con los 40 años de la Noche White, en la que se exigía una sentencia más dura a Dan White por el asesinato del alcalde de San Francisco George Moscone y el activista Harvey Milk. Existe un registro fílmico en el que destaca una fotografía. Frente al lente, una persona travestido camina por la Quinta Avenida: su sonrisa permite entrever sus dientes blancos; la peluca rubia que descansa sobre sus hombros se encuentra perfectamente cuidada; su entallado vestido y perlas de fantasía sobre su cuello brillan intensamente y, con su mano izquierda, sostiene una pancarta que reza “not every boy dreams to be a marine”.

Los lapsos son así: una amalgama de situaciones que se repiten hasta que suceden eventos que provocan un cambio o resurgen temas que merecen ser debatidos como las identidades.

La mesa de reflexión, que se realizó en la Casa de Cultura de Chetumal, fue moderada por Alejandra Suárez y conformada por Ana Patricia Reyes (Directora del Enlace de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos de Quintana Roo) Antonio Harfuch (director de Cuórum Morelia), Alejandro Silveira (Director de Árbol Rojo), ,  Edwin Reyes (Activista de Amnistía Internacional en Quintana Roo) y Enrique Paniagua (Colectivo Kybernus). El encuentro partió del abordaje de la diversidad sexual como base de construcción de realidades e identidades.

Esta incesante motivación detrás de hacer visible lo invisible ha llevado a moldear y construir géneros, formas de vida, reivindicaciones sociales, expresiones de libertades y el pleno goce de los Derechos Humanos como estandarte.

En palabras de Enrique Paniagua, aún hace falta mucho trabajo en las políticas públicas que pretendan resolver la discriminación. Este llamado a nivel nacional y global llega de la imposibilidad legal y material de ejercer los derechos por una falta de reconocimiento en la identidad. Al final, es precisamente el derecho a la diferencia, aquel que permite encontrar y reconocer la diversidad en nuestra realidad.

Pero, ¿cómo se explica la identidad? Uno de los autores que se citaron dentro del foro, y  que sentó las bases de la conversación, fue Martin Heidegger. Actualmente, aunque el concepto de identidad se ha ido reconstruyendo y redefiniendo, el filósofo alemán ofrece interpretar la identidad desde un punto neutral: el pensamiento que el ser tiene sobre sí mismo. Nos encontramos así frente a un problema social que el activista Edwin Reyes destacó: la construcción del género. La distinción y las elecciones comienzan desde una temprana edad y se encuentran supeditados a un sistema dicotómico que va del azul al rosa.

Con el tiempo, Antonio Harfuch ha encontrado la manera de promover este cine sin que llegue a ser estigmatizado por la sociedad: concibiéndolo como la obra de arte que es. Aunque es consciente de que existe un público que busca este contenido, el logro de hacer una curaduría sin etiquetas es también un tipo de activismo cinematográfico gracias al vínculo que se crea entre el cine de diversidad y la cotidianeidad del espectador. Es visibilizar la riqueza de la humanidad.

Este tipo de ‘discriminación positiva’ o ‘acción afirmativa’, como mencionó Ana Patricia Reyes, funciona como un arma de doble filo, ya que aunque por una parte existe la segregación, es ella misma la que lleva al establecimiento de políticas para un determinado grupo social con el objetivo de visibilizarlo.

De tal manera, el Foro de las Identidades, en este marco que coincide con los cuarenta años de una lucha social que parece viva dentro de Cuórum, nos lleva a la distensión a partir de la concepción de una sociedad cambiante, llena de aciertos, errores y con ecos mundiales. En Berlín, por ejemplo, la sección Panorama presenta una muestra de cine que es responsable de otorgar el Teddy Award. Este galardón, que durante 33 años ha estado acompañado de mesas de reflexión y debate, ayudan a conformar la construcción del tejido social apegándose a historias explícitamente queers, feministas y  políticas. Este modelo de esfuerzos sumados siempre ha rendido frutos. Por su parte, iniciativas como la de Kybernus, que impulsan la igualdad a partir de la creación de un valor social conformado por jóvenes, fomentan la construcción de espacios propicios para la prosperidad incluyente y libre.

La construcción de realidades puede surgir durante una protesta por las calles de Nueva York así como a través de la concientización en ciclos de cine y foros. La intención del Foro de las Identidades es dejar a un lado los sistemas binarios que no tienen lugar en la construcción de género, los dígitos dentro de la diversidad que limitan y los colores azulados o rosados como símbolos de un género. Se trata de percibir un inmenso lienzo lleno de matices excepcionales en su diferencia, igual que un celuloide o una fotografía a blanco y negro de 1979. Cuatro y Cuarenta.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: